Alimentación complementaria y nuestro método mixto

Pues sí, una vez cumplidos los seis meses, llegó el momento de iniciar la alimentación complementaria. Tras estos meses de lactancia materna exclusiva, nos adentramos en este interesante mundo de probar nuevos sabores, texturas, colores,… Todo un mundo nuevo para él y sus maravillosas papilas gustativas que, parece ser que están encantadas de esta nueva etapa.

Me hubiera gustado experimentar el método Baby led weaning exclusivamente, pero en nuestro caso particular veo algunos inconvenientes. La vuelta al trabajo es un hecho, y en dos meses el peque se incorporará a la escuela infantil. Por otro lado, creo que para poder llevarlo a cabo hay que estar debidamente informados. Haber leído mucho sobre los tipos de alimentos que pueden tomar y cómo presentárselos, y muy importante, tener conocimientos sobre cómo actuar en caso de obstrucción de la vía aérea, en caso de atragantamiento (lo que me recuerda que tengo en mente escribir un post al respecto desde hace más de un año), pero reconozco que no he leído nada sobre el tema. Tengo varios libros en la lista de tareas pendientes, pero realmente no tengo tiempo material para leerlos. Algunas de las recomendaciones:

  • Mi niño no me come. Carlos González.
  • El niño ya come sólo. Gill Rapley.
  • Se me hace bola. Julio Basulto.

Por otro lado, tampoco me “movía” volver a los triturados única y exclusivamente. Que por otro lado no tienen nada de malo, ojo. Pienso que cada familia encuentra su forma de hacer. La que se adapte a cada caso será sin duda la mejor fórmula. Por tanto, como os decía, en nuestro caso concreto, nos hemos aventurado por un método mixto, que incluye tanto triturados, como alimentos enteros. Sólo puedo deciros que estoy encantada.

Al principio me daba miedo darle los alimentos enteros. Pero es increíble cómo sin haber probado nunca nada que no fuera mi leche, el peque sabe perfectamente qué hacer “con ello”. De hecho, nos ha costado más dominar aquello de qué hacer con el puré que nos entra en la boquita a través de la cuchara…, que eso de chuperretear, coger, roer, incluso masticar la ciruela, el plátano, el jamón york o el gajo de naranja.

wpid-2014-12-11-13-02-37_deco.jpg

El niño nos ha salido fino, y aunque su primer reflejo es lanzarse con las manos hacia la comida, parece que no le gusta demasiado aquello de mancharse las manos. Lo coge, se le escurre, y a veces incluso intenta metérselo en la boca sin cogerlo con las manos… Como los gatitos. Pero cuando ve que no puede, me mira y gruñe. Yo se lo cojo, se lo acerco a la boquita y él empieza a degustar la mar de contento lo que le des. De hecho, nuestras comidas en la mesa ya son de cuatro, no consiente vernos comer y él no estar en la mesa con el resto de la familia. Por lo que aun habiendo comido, siempre “le cae algo”.

Manzana:

wpid-2014-12-11-13-01-15_deco.jpg

Plátano:

wpid-2014-12-11-12-59-38_deco.jpg

Por último, como ya os he dicho, este es nuestro método. Que por supuesto, a medida que vayamos avanzando iremos ajustando y perfeccionando. Sólo algunos consejos básicos si decidís dar a vuestros peques alimentos enteros:

  • No ofrecer trozos demasiado pequeños. Al contrario de lo que pueda parecer, con los trozos más pequeños existen más posibilidades de que se atraganten.
  • Confía en él o ella. Los niños comen lo que necesitan. No te empeñes en darle raciones que no serías capaz de comerte tú mismo.
  • Respeta su ritmo y no le ofrezcas demasiados alimentos diferentes a la vez. Como tú, él o ella tendrá sus gustos. Hay muchos alimentos, seguro que encuentras aquellos que le gusten más.
  • No le dejes sin vigilancia bajo ningún concepto si decides darle algún alimento entero.

Próximamente os contaré nuestra aventura y los contras y dificultades que nos hemos encontrado a raíz de comenzar con la alimentación complementaria. Estamos en fase de pruebas…

19 pensamientos en “Alimentación complementaria y nuestro método mixto

  1. Vero, tu hijo es completamente achuchable! Qué rico!!! Y qué pronto se hacen “mayores”, yo con las peques siempre estaba vigilante, y ahora incluso, comemos todas juntas, o comen ellas y yo estoy con ellas, porque no me gustaría pasar por un mal trago, nunca mejor dicho.

    Me gusta

  2. Pero como ha crecido!! hacía mil que no le veía…esto de estar tan desconectada, no me hace bien!! Lo de la alimentación mixta a nosotros también nos funcionó muy bien, aunque de pures le dimos pocos porque no le gustaba para nada la textura. Lo importante es que encontréis un metodo que os vaya bien a todos, sea a los papa y a él, como decía mi abuela…mientras coma, vamos por buen camino!!
    Un besazo y me alegra de verle tan mozo y guapo!

    Me gusta

  3. Nosotros también optemos por este método, darle triturado pero ofreciéndole también cosas enteras para que experimentara, jugueteara y comiera lo que pudiera. Pero cada niño es un mundo, y aun ofreciéndole de pequeño cosas enteras es aún, con casi cuatro años, que le hace bola con algunos alimentos, principalmente carnes. Ya no sé si lo hace a posta o es cierto. Pero bueno, con paciencia poco a poco veo que cada vez hay menos bolas. Igual ese libro de Se me hace bola hablar de ésto, no?
    Y lo del atragantamiento creo que es algo que a todas nos da pánico. Por suerte (y toco madera) todavía no me he topado con ello.
    Un saludo!

    Me gusta

  4. Si puedes lee en tus ratos libre el blog unamaternidaddiferente, Eloísa tiene una sección de BLW. A mí me vino muy bien leer los tres libros que comentas (lo hacia durante las tomas de la emperatriz y luego ya en el metro) y leer todo lo que pone en el blog. El tema es confiar en ellos y no medir la cantidad de comida que se da (no obsesionarse). Nosotros hemos hecho tb el método mixto porque en la escuela le daban purés hasta hace poco (aún le da puré de frutas en la merienda). En casa siempre le hemos dado lo que comemos nosotros, sin sal (hasta que hizo el año) y en trozos grandes que pueda chupar (hasta que hizo la pinza que empezamos con los trocitos).
    Os deseo mucha suerte, y te doy la enhorabuena por los 6 meses de lactancia materna exclusiva. Besos

    Me gusta

  5. La de posts que llevo escritos yo sobre el asunto. Nosotros también andamos con el método mixto. Al principio porque mi bichilla no tenía esa destreza para sujetar la comida y mucho menos para tragársela, pero oye, con la teta está visto que tenía alimento de sobra, por lo que ha crecido. Ahora con un año seguimos con el método mixto, porque soltura tiene de sobra pero se me ha vuelto anti vegetariana y se deshace de todo lo que tenga un mínimo parecido con una hortaliza o verdura. así es que esto se lo damos en puré y la carne, el pescado,el pan, el queso, las tortillas o los bizcochos los devora ella sola a manotazos.

    Me gusta

    • Hombre… La bichilla lo que pasa es que es muy lista, Jajajajajajaja donde esté un buen filete, que se quite la verdura, las cosas como son 😉

      A veces nos empeñamos demasiado, pero es que es normal que ellos también tengan sus gustos, igual que nosotros los adultos. Y aunque tenemos que enseñarles a comer de todo y variado, también tenemos que respetar sus preferencias, dentro de unos límites. ¡Tu pequeña es una crak!

      Me gusta

  6. Que mayor está ya!!!!!! Fíjate, yo creo que casi todos en algún momento, además de papillas y purés, les hemos ido dando otras cositas a probar cuando nos han visto comer, así que lo del método mixto es muy habitual… Yo reconozco que prefiero el tema purés, porque les pongo un poquito de todo y muy sano, y si hiciera el BLW creo que no comería tan completo a esas edades, por ejemplo, no me atrevería a darle un trozo de carne…pero bueno, esa es mi sensación! Un besin

    Me gusta

    • ¡Hola guapa!

      Yo en el tema verduras estoy un poco como tú… No sé muy bien cómo presentárselas, aunque ya me han ido dando alguna pauta. Por eso, para que coma variado y sano, pasa por la batidora. Pero conozco amigas que están llevando a cabo el método exclusivamente y les dan de comer de todo y muy variado, desde brocoli, hasta tomates asados y carne (incluso carne, jejejeje). Yo con mi método (que ya sé que no es mío) soy feliz. El niño come triturados, pero también está familiarizado con los alimentos enteros y sus texturas originales. Ayer probó la pera entera… Bueno, bueno, bueno… ¡Le encantó! Con el mayor sin embargo, fui todo lo tradicional que se puede ser.

      ¡Un besito, preciosa! ¡Mmmmmmuak!

      Le gusta a 1 persona

  7. Jajajaja, pero que guapo que esta en las fotos comiendo de todo!!! Yo al principio para mis hijas utilizaba como un chupete que es una red en donde se ponían los trozos de los alimentos dentro y no se podían atragantar… Que eso me da un miedoooo!!!!
    Besos.

    Me gusta

    • Jejejejeje, ¡muchas gracias guapa! Sí, los he visto a la venta en farmacias, y es otra opción, para que ellos lo coman solitos. Sí que da miedo, pero es increíble cómo se gestionan ellos sólos maja. Yo estoy alucinando. Eso sí… Cuando le doy cosas procuro que no esté mi marido, porque me asusta más él, que el niño. Y al final cualquier día con estos sustos que se lleva, va a asustar al niño y se va a atragantar pero de verdad. Este parece que está tragando el trozo grande, hace un gesto con la garganta y de repente, ¡chof! El trozo está fuera. Lógicamente hay que estar alerta por si acaso, pero tratándolo con naturalidad están más preparados de lo que nos creemos.

      ¡Un besito!

      Le gusta a 1 persona

    • ¡Hola bella!

      Claro, la colaboración con el centro de educación sería totalmente necesaria… Y por desgracia no en todos los centros lo llevan a cabo. Es difícil dedicarles el 100% del tiempo a todos y cada uno de los niños… A nosotros este sistema nos va muy bien de momento y el peque está feliz de poder probar e investigar con cositas nuevas, pero eso no quiere decir que otros métodos más tradicionales no sean igual de válidos. 😉

      ¡Un besito!

      Me gusta

  8. Ya que lo has escrito, y mi método es mixto igual que el tuyo, me animo a comentar jijij.
    Te digo varias cosillas, que espero no te molesten eh! La manzana, en crudo, es peligrosa, es de las cosas junto con la zanahoria que no deben darse así, porque es muy dura de roer y se pueden ir los trozos hacia las vías aéreas, rallada o asada chata, no vayas a tener un mal rato.

    A mi con este método me va genial, y LB ya tiene 10 meses!! Eso sí, prefiere mil veces los trozos y poder coger ella las cositas a que seamos nosotras las que se la demos. Ella ya hace la pinza estupendamente así que ya le damos trocitos pequeños para que los mastique (no tiene ni un diente eh) y se traga todo a la perfección. Como tú explicas, nosotras nos sentamos a la mesa las tres, y yo intento que comamos las tres lo mismo, evidentemente hay cosas que no se las damos. No ha probado JAMÁS los cereales del polvos, y está estupendamente sana, crece, engorda y se divierte mucho a la hora de comer, que era algo que a nosotras nos importaba. No soporto ver comer a esos niños entre llantos, guerras, peleas… Y todo porque es más cómodo.
    Aquí ocurre igual que en tu casa, LB empieza ahora dentro de una semana la guarde, y aún no nos fiamos de que allí le den el menú sólido entero, porque evidentemente no están tan pendientes como nosotras aquí. Así que entrará comiendo triturados, pero ya nos dijo la profe y nosotras a ella, que si para principios de año vemos que ella gestiona del todo bien la comida y está bien adaptada, haremos mix en la guarde, el primero triturado y el segundo sólido.
    En la familia están encantados con que coma así de bien, menos mis cuñados que alucinan y se giñan de miedo a partes igual cuando la ven comer, ojo, su hija con 3 años y medio sigue comiendo todo pasado, y para ella es una tortura la hora de la comida.

    Un besote guapa! Y el peque por supuesto, está hecho un bombóncito! Y cualquier duda sobre cosillas que puedas darle aquí estoy 🙂

    Me gusta

    • ¡Hola María!

      Bueno, aunque ya te he respondido por Facebook, te respondo aquí también. Claro que no me molesta que me digas cosillas. Todo lo contrario, me encanta que hagáis aportaciones. Me enriquecéis mucho con vuestras ideas y aprendo muchísimo con todas ellas. Esto es como todo, luego cada una hace su adaptación particular, y eso es lo bonito de todo esto.

      La manzana tomo nota, ya le he dejado de dar por el añadido del estreñimiento. Cuando se solucione ese tema, y sea más regular y haga las cacotas mejor, se la daré asada. Y con la zanahoria tres cuartos de lo mismo. Aunque verduras enteras aún no le he dado. Creo que empezaré por el tomate, que me parece manejable y por la calabaza, que haré al horno siguiendo tu recomendación.

      Por cierto, que en la escuela infantil se involucren y colaboren con vuestro método, ¡es genial!

      Ya os iré contando cómo avanzamos. 😉

      Un besote y gracias por animarte a comentar. 🙂

      Me gusta

  9. oleee que guapo!! Lo haces genial, yo tengo claro que el próximo haré mixto! Para ahora cualquier cosa ya sabes donde estoy! Y recalcó lo de la manzana, es muy dura dásela asada mejor 😉
    Besotes

    Me gusta

    • ¡Hola guapa!

      Sí, las fotos son de los primeros días… Con el tema del estreñimiento directamente le he dejado de dar manzana y plátano. Cuando “salvemos” ese obstáculo, se la daré asada. Ya he aprovisionado de pera, uva, y verduritas “verdes”, jejejeje…

      Ahí te tengo, frita perdida a preguntas. Ya sabes que eres un referente para mí y que me estás ayudando un montón. Sólo puedo darte las gracias 😉

      ¡Un besazo preciosa!

      Me gusta

  10. Pero que rebonito está el peque¡¡¡. Yo me acuerdo que con mis niños compre una redecilla en la que se metían los alimentos y evitaba ahogos, pero nunca les gustó. Es que da un miedo que se atraganten¡¡

    Me gusta

    • ¡Hola guapa!

      Sí… ¡Crecen sin piedad ninguna! Yo qué te voy a decir, ¡que cualquier día me lo como!

      El segundo o tercer día se atragantó un poco con la manzana. Yo estaba con él, esperando a ver si tenía que intervenir (fueron pocos segundos, claro). Se puso rojo, tosió, y enseguida expulsó el trocito él solo y sin ayuda. Por eso digo que hay que tener conocimientos de cómo actuar en caso de atragantamiento y obstrucción de la vía aérea. Lógicamente me puse alerta y recé lo que no está escrito, y eso que no soy creyente… Jajajajajaja porque la teoría me la sé, pero no me ha tocado nunca ponerla en práctica. A lo que voy, siempre sin perderles ojo de encima, debemos confiar más en ellos y en sus posibilidades. Siempre usando la cabeza, claro está.

      ¡Besotes!

      Le gusta a 1 persona

¿Me dejas un pensamiento?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s