La maternidad de la A a la Z: “B” de Bolso

Mi segunda semana, mi segunda palabra … Y como siempre dudando un poco sobre qué palabra elegir. Porque tengo varias, ¿eh? Y al final me he decantado por Bolso…. ¿Bolso y maternidad? Pues sí, como os lo cuento.

Y vamos con la definición que nos da la Wikipedia: “Un bolso o bolsa o bolsa de mano es un instrumento cuya función principal es la de transportar un número reducido de objetos de uso frecuente, tales como billeteras, monederos, llaves, documentos o similares, utensilios de belleza femenina y masculina (maquillaje, pintalabios, etc.), peines, cigarrillos, etc. Puede tener diferentes formas y tamaños y, asimismo, puede fabricarse con una pluralidad de materiales (por ejemplo, en cuero, plástico o tela); estos elementos dependen, en gran medida, de las modas y del arte existentes en un lugar”

Vamos a ir analizando la definición por partes “…cuya función principal es transportar un número reducido de objetos de uso frecuente

¡Pues empezamos bien…! Y aquí es cuando yo digo… señores, el tamaño SÍ importa. ¿Bolso grande? ¡¡Yupi, yepa!! Más sitio para almacenar porquerías ¿Bolso pequeño? Las mismas porquerías espachurradas.

Continuamos con el análisis… “…billeteras, monederos, llaves, documentos o similares, utensilios de belleza femenina y masculina (maquillaje, pintalabios, etc.), peines, cigarrillos, etc.”

¿Utensilios de belleza femenina y masculina? ¡Uy que va! Yo de eso no gasto. Aceptamos barco y amén con billetera, monedero, llaves, y documentos. Aquí ya empezamos a meter matices… Entiéndase por documento a la colección de resguardos de pagos, pegatinas Monster High, cupones descuento de aquí, de allá, del otro lado,… el último dibujo del nano… Y saltando ya directamente al “etcétera”, y sin dejar volar ni un ápice a la imaginación, osea, que acabo de abrir el bolso para poder recitar la colección de cosas que llevo ahora mismo: Pulsera rígida verde fosforita, depresor de la última 2013-07-02-16-53-45_decovez que estuvimos en el pediatra lleno de dibujos de “luchadores”, folleto informativo de “últimas voluntades previas”, sí, esto también es el último tesoro que me dio el nano la última vez que fuimos al centro de salud…, calcomanía de una fresita pirata, juguetes varios (ooooh señores de Kinder gracias por vuestros tesoros…) lanzadores de churricientos colores morado, rojo… también llevamos a “Art” uno de los personajes de la última película de Monstruos S.A, último dibujo en servilleta de papel “El lobo bajo la luna lunera, cascabelera”, piruleta de fresa, reloj digital, último regalo de cumpleaños de Nano… y de verdad no voy a seguir porque me está dando vergüenza. Ahora, eso sí, clínex no me pidas, porque no llevo nunca. ¿Toallitas? Nunca ¿Botellín de agua? Nunca (Tengo el record de compra de botellines de agua en parque… ¿Barrita mágica? Sí, gracias, en casa tengo dos…

Y terminando con la definición… “…Puede tener diferentes formas y tamaños y, asimismo, puede fabricarse con una pluralidad de materiales (por ejemplo, en cuero, plástico o tela); estos elementos dependen, en gran medida, de las y del arte modas existentes en un lugar”

Pues aquí tampoco oye, ¡que no da ni una la Wikipedia! Tengo exactamente seis bolsos. Dos negros, uno gris, dos marrones y uno de colorinchis… Siempre voy con el mismo, de la misma forma, del mismo tamaño… Claro, es siempre el mismo. Y es que sólo de pensar que tengo que extraer toooooodos los cachivaches que os he detallado antes, cada mañana, para cambiar de bolso, porque éste me combina mejor con las sandalias… Pues como que no lo veo muy factible.

Y esto a mí antes no me pasaba. Nunca he sido demasiado pizpireta y no he sido tan detallista como algunas de mis amigas, que son capaces de combinar hasta el color de las bragas la ropa interior con el resto de la ropa y accesorios, pero tampoco llegaba al caos y al pánico que supone hacer un cambio de bolso. Necesito concienciarme, vengo tardando una media de cuatro, cinco meses entre cambio y cambio… Haciendo el análisis de todas las “cosas” que llevo dentro, llego a la conclusión de que todo o prácticamente todo son porquerías, por lo que perfectamente podría añadir como sinónimo a mi diccionario particular de la palabra bolso la de vertedero… E insisto, la definición de Wikipedia está hecha para aquellas mujeres que aún no han pasado por la metamorfosis de convertirse en madres (Algo raro nos tiene que pasar)… seguro que la persona que redactó eso no era madre… ¡Eso seguro!

Cada vez que hago un cambio de bolso, lo dejo con lo justo y necesario, amén de la dichosa definición, pero la cosa dura poco… Creo que no consigo superar las 24 horas y ya empiezan a aparecer OEPI (Objetos extraños perfectamente identificados). La palabra que hoy nos ocupa es bolso, aunque perfectamente podría haber hecho una mezcla de bolso-bolsillo, porque los de chaquetas y abrigos también son un verdadero poema… Intento evadir a toda cosa ese peligroso acercamiento con brazo estirado de Nano “Ama, guárdame esto…” ¡Oh, no! ¡Socorro! Retiro la mirada, me hago la longuis, incluso cambio de tema. Pero en seguida siento cómo las manos comienzan a sudarme, estoy nerviosa, no puedo, no puedo, y sin darme cuenta, el OEPI se ha vuelto a instalar en mi bolso.

¿Qué, os suena? O realmente ¿Soy la única madre a la que le pasa?

Consulta aquí mi diccionario completo de la p/maternidad de la A a la Z

La p/maternidad de la A a la Z es un carnaval de blogs iniciado por Trimadre a los Treinta que consiste en que cada p/madre participante describa un sentimiento al que ha descubierto un nuevo sentido con la p/maternidad, o una faceta de su personalidad que desconocía antes de ser p/madre. El objetivo es crear en red, colaborando un@s con otr@s, un “Diccionario de p/madres” con el que reírnos, emocionarnos y conocernos un poco más.

49 pensamientos en “La maternidad de la A a la Z: “B” de Bolso

  1. Pingback: Mi diccionario maternal: EPÍLOGO. | El rincón de Mixka

  2. yo finalmente he decidido llevar una especie de cosa pequeña donde llevo mis cosas (movil, llaves, monedero), despues cojo un bolso de tela donde me cabe todo lodel peque y mi cosa pequeña….. yo antes tampoco era muy especial, pero me gustaba cambiar y combinar…. ahora…. en fin…. mejor, nodigo nada!!!jejeje

    besos!!!

    Me gusta

  3. Amiga, un mini monedero con lo básico para ti… tarjeta, identificación, zarcillos, labial, papeles que no uses (para entretenerlos por si no hay nada mas a la mano) y dos caramelitos, eso cabe en un monedero que es el que cambio de pañalera, porque no… no uso cartera sino aún la pañalera… no conozco cartera que traiga posavasos y por eso no he evolucionado otra vez a lo mujer sigo aún en lo mamá jejeje, pero cuando tengo que andar sola (o sea ellos se quedan en el carro o en algún lugar mientras yo voy al médico o al banco) es solo sacar mi monedero y listo!, más portatil imposible
    besos
    http://www.mamiandbaby.net

    Me gusta

    • jajajaja Eres práctica total!! Pero creo que necesito período de transición para llegar a eso… así sin paños calientes no sé si sería capaz! Nunca salgo sin bolso a la calle. Es como si me faltara algo… Pero todo es hacer un megamix de la verisón volquete y la versión minimonedero.

      Un abrazo y un besazo guapa!!!! Feliz fin de semana.

      Me gusta

  4. No sabes como te entiendo!! Yo cada mañana vivo el momento cambio de bolso y acabo llevandome siempre el mismo porque hacer el trasvase me parece un suplicio. Lo peor es que sigo comprando más!! Pero eso ya creo que es un problema femenino que va mas allá de la maternidad… Jejeje
    Me ha gustado mucho el post!!
    Bss

    Me gusta

  5. Pues si, así son los bolsos. Hasta hace un año cambié mi bolso por una mochila y era lo mismo, ahora estoy feliz de no necesitar mas una mochila y compré un minibolso, pero no esta exento de llevar un montón de cosas inútiles, como yo había pensado: solo el monedero y las llaves, pero mamá mía! todo lo que una carga, estoy pensando en comprar uno mas grande, en fin, me he encantado leerte!!
    Besos

    Me gusta

  6. Me parto de risa con este post y los comentarios! Yo tengo bolso muy chulos guardados en el armario. Todo este invierno usé uno de color marrón caca, pero hace unas semanitas lo cambié por una rosa, que parecía más veraniego. Definitivamente tenemos que practicar la técnica del volquete, pero ¿qué pasa con lo que se guarda en los bolsillos interiores o exteriores? (en mi caso, las tiritas de Bob Esponja, la moneda de 50 cts. para la taquilla del supermercado, la de 1 euro para el carro de la compra, las compresas, la pinza, los chicles, los cromos de National Geographic…)
    Buenísimo post! Un besazo 😀

    Me gusta

    • Hola guapísima!!

      Pues es que me quise centrar en las cosas que me va metiendo el niño… Pero si empiezo a “listar” las cosas mías que llevo… es para alucinar: Compresas, tampax, salvaslips, compeed, las libretas del banco, que tengo la mala costumbre de llevarlas encima… Las bolitas que vienen para que no coja humedad el bolso… que nunca las saco. Y un sin fin de cosas!! No abras más la caja de los secretos… que la vamos a liar!! jajajajajaj

      Un abrazo guapa! 🙂

      Me gusta

  7. Jajajaa, exitazo con tu post de hoy, Vero! Y no es para menos… Esto me está recordando al libro de Carlos González de la lactancia en el que dice que todas las mujeres llevamos con vergüenza los pelitos que nos salen en el pecho porque creemos ser las únicas que los tienen. Con el desastreMadre bolsero creo que nos pasa igual. Estamos cortadas por el mismo patrón. Yo atesoro de toooooodo. Menos mal que por temporada suelo usar 2 o3 diferentes según la ropa que lleve, de modo que normalmente cada 3 días o como mucho 4 hago limpieza. Y otra confesión: soy la única que aprovecha cuando está en el parque para hacer limpieza del bolso y tirar tickets y mierdecillas varias??? Jajajaja.
    Me parece genial la idea de Bea. Venga, quien se anima a organizar el concurso???

    Me gusta

    • Hola tocaya!

      Uy 3 ó 4 días! Eso para mí sería un triunfo! Yo confieso que también hago alguna limpieza “parqueando”…

      Respecto al concurso… yo ya he abierto la caja de pandora ¿Alguien da más?

      Un abrazo preciosa! Me alegro que te haya gustado! Ahora a cavilar la “C”

      Me gusta

  8. Es verdad, jajajaja, qué buena palabra! hubo una época en que después de dejar de mi primera hija los pañales pensé en usar los bolsos más pequeños…imposible… igual de cargados en menos espacio!!! y acababa rompiendo el cierre!!! jajajaja

    Me gusta

    • Buenoooo!!! Lo que ha dicho!!! Al final voy a determinar por hacer un concurso. Gana el bolso más “mierdoso” Y no te creas, que tiene su cosa ¿eh? jajajajajajaja

      En la Wikipedia creo que hacían alguna mención… 😉 pero a lo salada que eres!!!

      Un besote preciosa!

      Me gusta

  9. Yo suelo tener varios bolsos pero solo utilizo 1 como basurero, he comprobado también, que en los pequeños cabe lo mismo que en los grandes , supongo que cuenta mi afición por el tetris!, jajaja no cambio de bolso porque odio cambiar y olvidar meter algo que necesitare!!! Cosa que suele pasar.. Besos y muy buena aportación!!

    Me gusta

    • Hola guapa!!

      Bueno, tú eres de las mías de cabo a rabo. Uno forever… si te descuidas hasta que se rompe el que uso no cambio… jejejeje Respecto al tamaño, te voy a decir que me quedo con los no tan grandes, porque como lo tengo tan “ordenado” (modo ironía on) luego no encuentro nada, y me pongo mala!!

      Un besote!!

      Me gusta

      • Jajaja verdad!! Que pena cuando se rompen!!! Es una faena!!encuentras uno que va con todo y cuando empieza a romperse piensas…y ahora cual cojo??? Besos campeona!! Y hoy te iba a mandar otra foto soleada pero luego me lo pensé, jajaja que calóoooo!

        Me gusta

      • Tranquila… Este finde tenemos solete!!! Bien!!!! ¿Hasta cuándo durará? I don’t know… pero mientras esté por estos lares, cuidaremos bien al seños Lorenzo!!!

        Un abrazo bella! Gracias por tu visita 😉

        Me gusta

  10. Ejem… bolsos y mujeres… la combinación es igual de peligrosa que bruce willis en una tienda de pelucas.
    Y es que cuanto más grande, más espacio se necesita. A mi me lo han explicado varias veces, pero debo ser extremadamente cortito, porque no entiendo nada.

    Me gusta

  11. Siempre que mi marinovio coge mi bolso, o mi amigo, me preguntan que si llevo un ladrillo, y no, son las cosas necesarias para mis hijas. Y eso que ya no son tan pequeñas, que las tengo bien acostumbradas a no llevar más que lo estrictametne necesario.
    Tampoco me gusta estar cambiando de bolso, por vaguería? comodidad? En cualquier caso, el primordial que sea cómodo.

    Me gusta

    • Hola bella!!

      A ver si vamos a tener entre nosotras a Margarita Seisdedos y sin darnos cuenta!!! De todas formas, y esto es un hecho. Las niñas son más organizadas que los niños, incluso muchas desde chiquitinas les gusta llevar sus minibolsos con sus cositas… pero cositas, no basuritas como me guarda mi hijo en el mío!!

      Yo no cambio por pura pereza!!! Lo del volquete lo intentaré interiorizar, pero de momento lo que hago es revisar todas las bobadas que llevo y voy tirando cosas, y claro como cambio de pascuas a ramos las cosas se van acumulando!!

      Me gusta

  12. yo tengo muchos bolsos y los cambio a menudo.
    El cambiarlos simplemente significa volcar el contenido del primero en el segundo……con todos los tesoros que pueden ir dentro.
    así que ahí te puedes encontrar desde un certificado de retenciones de hace 2 años, a un caramelo, toallitas, y cualquier otro OEPI
    besos!

    Me gusta

    • Hola guapa!!

      Lo del certificado de retenciones sin duda me gana por goleada… Definitivamente creo que me voy a tener de acoplar a la técnica “volquete”, será la única forma de cambiar de modelo.

      Mis amigas normalmente cambian todos los días, combinan con la ropa, los zapatos… tengo una amiga que se pone a juego hasta los pendientes… Yo es que soy puro desastre para eso.

      También me voy a hacer un “check list” de las cosas necesarias. jejeje

      Besos!!

      Me gusta

  13. Jajajaja que pecha a reír…. y lo que da de sí este tema…… ahora he dejado el bolso y me he pasado a la bolsa del cochecito, al cual he tenido que comprar otra de corchetes para colgar del manillar pk obviamente no era suficiente jejejejej, está igual!!!!! Y además lleno! Se me van soltando los corchetes y se me va cayendo la jodia bolsa todo el rato. Jejejejr muyyyyyyyyy buenooooooooooo!!

    Me gusta

    • Sí, la verdad es que he tenido la oportunidad de coger alguno de tus bolsos (uno negro concretamente, que ese lo usaría yo casi para irme de fin de semana…) y anda que no hay que hacer ejercicio para poder levantarlo!!! Ahora eso sí. Tú sueles llevar de “TODO”… jejejeje

      Un besito!

      Me gusta

  14. Jajajajajajajaja qué lote de reír!! Mira, cuando se me pasó la paulitis aguda que tenía (léase post El día que empecé a dusfrazarme de Paula Echevarría)… Me di cuenta de que el bolso de colorinchis va con todo, y me compré uno tipo bandolera más grande que mi Comino (en serio, podía haber porteado con él hasta hace nada, jajajajajaj). Y soy mamipoppins, tal cual. Yo, hija mía, llevo de todo, identificado y sin identificar. Así tengo hoy la cervicalgia que tengo… Porque cada vez hay más cosas y te aseguro que portear al Comino habría sido menos pesado :P.

    Luego le hago una foto y la tuiteo 😉 O, mejor aún, lo posteo un día también!

    Un besazo!

    Me gusta

    • Jajajajajaja! Uno de esos tamaño porteo tengo yo también, muy mono… Graaaaandeeee… Pero me pongo muy nerviosa!! Porque soy incapaz de encontrar nada!

      Por favor, pon la foto!!!! Me muero por ver tu bolso mamipoppins!! 😉

      Un besazo!

      Me gusta

  15. Nena! Yo soy un desastre… Me regalaron un bolso de maternidad cuando nació Muriel y le ponía tantas porquerías además de lo necesario que me era imposible llevarlo… con los meses volví a la mochila… es lo más práctico y distribuye el peso… ahora, la abrís y te asustás… es la mochila del terror como la casona de tus mini vacaciones!!! Hay de todo… ahora que la nena está más grande, la abre y pone y saca cosas continuamente. Cuando voy a abrirla, oh… sorpresa!!!
    Los de la wiki, claramente no saben nada de la maternidad o son varones… jajajajaja

    Buenísima entrada genia! Me parto con tu B de bolso (bolsillo). Si vieras los bolsillos de mi abrigo!!!!

    Besotesssssssssss che!

    Me gusta

    • Hola bella!!!

      Ay… Entre el bolso y la posada hija estoy que lo tiro… Estoy de acuerdo contigo. Los de la Wiki… son hombres fijo!! jajajaja

      Muchas gracias guapa!! Me alegro que te hayas reído un rato! Una de cal… y otra de arena. 😉

      Un besito.

      Me gusta

  16. Ay lo que me he reido!!! mira…yo directamente la mayor parte de los días….no llevo bolso…así tal cual. Si llevo a la cria en la silla, en su bolsa meto mi cartera, mi movil y mis llaves y a correr. Cuando salimos con el padre de paseo…clunch, que solo caben los klínex, la cartera y el bolso (ni llaves si quiera)
    Pero cuando SI llevo bolso….sigo sin tener esa barrita de chichones (debo ser la peor madre del mundo porque ni la he comprado jojojo) yo añado las toallitas y la botella de agua y también dolor lumbar para acarrear ese peso muerto :S
    Tengo que leer el primeroooo que me le perdí!!!
    Besucos guapa!!!

    Me gusta

    • Hola guapa!

      Sí yo intento colar a veces cosas en el bolso de mi marido… pero no suele colar. Es más, creo que el suyo está igual que el mío!!!!

      Eso sí, el clinex… tampoco. Agua… tampoco….

      Un desastre. 😉 un besote guapa! Mmmmuak!

      Me gusta

  17. Que consuelo leerte nena!!!!! Pensaba que solo era yo la que llevaba el Bolso lleno de OPEI…… si es que meto la mano en el mismo para sacar las llaves y sale de todo menos las llaves….. ufff que pereza da cambiar de bolso la verdad…….

    Hasta galletas he sacado yo…..

    Me gusta

    • Hola guapa!

      Consuelo el mío… que pensaba que ibais a alucinar… He estado a punto de fundar “Bolsicidas anónimos” y todo… 😛 Jajajajajajajaja Segun lo escribía vergüenza hija. Ahora que no te creas que aproveché para hacer limpieza cuando saqué todo para hacer la foto… de la misma, todo pa’ dentro otra vez! Jijijijijijijiji

      Un besote guapa!

      Me gusta

    • Hola guapa!

      De verdad me hacéis feliz!!!! Descubrir que no soy la única desastre es un alivio. Te juro que cuando escribí el post me daba hasta vergüenza!!!! Jajajajajajajaja Mal de muchos, consuelo de tontos dicen…

      Creo que al menos intentaré aplicar la técnica “volcar” el bolso, a ver si así cambio de modelo más de vez en cuando… 😛

      Feliz día guapa! Mmmmuak!

      Me gusta

  18. Yo no soy madre, pero con el “Por si…”, llenamos cualquier bolso o similar. Así que imagino como pueden estar vuestros bolsos, jajaja Y para cambiar de bolso tan sólo hay que volcar. Jejeje

    Me gusta

    • Hola guapa!

      Qué guay tenerte por aquí!!!! La verdad es que creo que las mujeres en general compartimos este desastre… Pero en los bolsos maternos se pueden hallar los objetos más inusitados…

      Tendré que practicar el método “volcar” a ver si consigo cambiar de modeli de vez en cuando… Jijijijijijijiji

      Un besote guapa! Espero que te asomes más por aquí!

      Me gusta

¿Me dejas un pensamiento?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s